lunes, 11 de junio de 2012

MAHAVE - La Rioja

Mahave
 Mahave se encuentra en la carretera LR-113 entre los pueblos de Baños de Río Tobía y Nájera, Muchas son las veces que por allí he pasado, y siempre me ha llamado la atención el hecho de que esté tan bien anunciado, a pesar que son muy pocas las casas que allí hay.

En un principio no tenía ninguna intención de hacer una entrada sobre Mahave, pero como mi reto es poder mostraros todos los pueblos de La Rioja me he visto obligada a hacerla.

Es una aldea que depende administrativamente desde 1871 de Campodrín, y celebra sus fiestas el 9 de agosto en honor a san Román. Realmente muy poca es la información que he encontrado sobre este lugar, creo que pertenece a unos condes pero tan poco lo sé con seguridad.

Pero lo que si que os puedo decir y aconsejar es que si pasáis por allí no se os ocurra entrar y que paséis de largo. Nosotros lo hicimos y tuvimos que salir de allí escopeteados (es un decir)
Justamente, en el punto exacto donde termina la valla protectora hay un camino, y por él que nos metimos. Lógicamente lo hicimos ya que ninguna señal nos lo impedía


En este camino que tengo entendido era la antigua carretera LR-113 aparcamos el coche. Si que me fijé que al fondo había una cadena que lo cruzaba con  una señal de prohibido el paso, pero ninguna intención teníamos de llegar hasta allí. Al salir del coche, me llamó la atención algo que se movía entre esas matas, vi que era un conejo


 Me acerqué para fotografiarle pero como podéis ver, fue tan rápido que no salió en la foto. No llevaba allí ni dos minutos, cuando un señor que se encontraba en la vivienda "supuestamente del conde" me chillaba y me decía que me largase de allí. Yo estaba sola, ya que mi marido se había ido a la carretera por la que habíamos entrado para hacer una foto Con mucha educación le dije que no estaba haciendo nada.

 Me dí la vuelta y fotografié esta puerta, al tiempo que dicho señor continuaba chillándome a la vez que me exigía que sacase mi coche de allí. Le dije que no podía hacerlo ya que no tenía las llaves, que por favor esperase un momento y, que cuando llegase mi marido nos iríamos, pero él insistía, me chillaba, exigiéndome que me marchase
Así lo hicimos, sin decirle nada nos metimos en nuestro coche y nos dirigimos hacia la carretera, pero la sorpresa fue que por lo visto hasta había llamado por teléfono a algún familiar ya que un coche se dirigió hacia nosotros tocando el claxon y levantando las manos como preguntándonos qué hacíamos.

Tengo que deciros que han sido mucho los pueblos que hemos visitado y en ninguno de ellos nos han tratado como lo hicieron en Mahave.

En mi opinión creo que no era necesario tanta insistencia, tampoco estábamos haciendo nada del otro mundo, y además en ningún momento tomamos ninguna foto del interior de sus propiedades.