martes, 15 de abril de 2014

ESCULTURAS DE BRONCE EN LAS CALLES DE HARO - La Rioja

Como ya os prometí volví a Haro para fotografiar las esculturas de bronce que me faltaban. Esta vez en lugar de ir en domingo lo hicimos un sábado, ya que como os comenté, Haro es una ciudad que tiene de todo, así que aprovechamos e hicimos algunas compras.



Como la vez anterior tan sólo se veía parte de esta escultura, ya que hice la foto sentada en la silla, creí oportuno repetirla para que así la veáis al completo.

El Botero

No me llevé las direcciones de en dónde se encontraban las esculturas, ya que supuse, que todas estarían en el casco antiguo de Haro. Así que nos dedicamos a callejear, e ir descubriéndolas una a una. Y la verdad es que fue mas divertido. Ésta es la de el botero, realizada por el escultor Ángel Gil Cuevas   

El Músico

Enfrente del teatro Bretón se encuentra la del músico, realizada por el escultor Teodoro Antonio Ruiz 

El Tonelero 

En la Plaza de Sanchez del Río, nos topamos con el tonelero, realizada por el escultor  Cándido Pazos.

 Casualmente ese día había mercadillo en Haro, y como supuse que la hortelana estaría por allí, hacia el mercado que nos fuimos. Recorrimos todo su alrededor buscándola, pero no dimos con ella. Muy cerquita vi a un barrendero municipal, y me acerqué a preguntarle si sabía en dónde se encontraba. 

El Alpargatero

Y qué casualidad que allí mismo se encontraba el alpargatero, obra del escultor Anselmo Iglesias Poli.

Después de fotografiarla, le pregunté por la hortelana, y me dijo que estaba allí mismo. Me  señaló el edificio de enfrente, diciéndome  que estaba en su esquina. Le miré con un poco extrañada, ya que no hacía nada había pasado por allí sin haberla visto. Así que para esa esquina  que me fui, volví a acercarme y nada de nada que no veía a la hortelana. Pensé en dejarlo, pero en el último momento les pregunté a dos señoras, que muy amablemente me llevaron hasta ella.

La Hortelana

Y allí que estaba ella metida en pleno tenderete, varias veces fueron las que pasé por su lado, pero cómo me iba yo a imaginar que casualmente los sábados la hortelana hace las veces de vendedora ambulante 

La Hortelana

Me hizo mucha gracia, verla metida entre jerséis y ropa de deporte. Esta escultura es obra de Ángel Gil Cuevas.