sábado, 12 de marzo de 2011

ZALDIERNA - ALDEA DE EZCARAY, La Rioja




Al poco de dejar Azarrulla, apareció ante nosotros Zaldierna, aldea de la Comarca del alto Oja, y que también pertenece a la Villa de Ezcaray.


Al llegar allí, quedamos sorprendidos por su conjunto arquitectónico del S. XVIII, y también por la cantidad de gente que al igual que nosotros se encontraba visitando dicha aldea.
De todas las aldeas de esa zona, por el momento, es la que he encontrado mejor rehabilitada y restaurada. 
La iglesia de San Sebastián se construyó alrededor de 1830. Fue sufragada por el abad de Ezcaray Don Felipe del Barrio y Gorgora, se utilizo mampostería y piedra de sillería. 


Puente del río Zambullón, sobre el río con el mismo nombre, construido en el S. XVIII, en mampostería sillarejo y piedra sillar. Su construcción es atípica debido a su escalera de dos tramos.
Sirve de acceso desde la parte baja de la aldea a la iglesia de San Sebastián, en dicha iglesia se encuentran dos imágenes de San Sebastián, una del S. XVII y otra barroca del S. XVIII.


Sus casas también están construidas en sillarejo.
El sillarejo, son sillares más pequeños, que no están labrados, siendo irregulares, por lo que la pared queda como a modo de "huecos", al estar cada arista de forma diferente.

Sobre todo se usaban para construcciones del primero románico, castillos, murallas,…Además, si se aplica bien puede resultar muy fuerte.



Sus calles a diferencia de las de San Antón, son estrechas. Eso dificulta la entrada de los rayos de sol, y debido a ellos sus suelos y parte de los muros de las viviendas se encontraban cubiertos de moho.




Zaldierna se ganó en el pasado el sobrenombre de "Capital de las Aldeas" del Valle.



En invierno es común ver el muérdago colgando en las copas de los árboles y, cómo ya es sabido, hay gente que suele colgarlo sobre los umbrales de sus puertas. Dicen que eso trae buena suerte y también que debes darte un beso. Sabiendo que mi marido, no sería partidario de darme un beso debajo del muérdago, le llamé y haciéndole creer que la aldaba de esa puerta era especial. Cuando se acercó lo atraje hacia mí y le besé. ¡Espero qué me dé suerte!
Son muchas las leyendas que hay sobre el muérdago; una francesa nos relata que en su origen esta planta era un árbol pero habiendo sido utilizada para construir la cruz donde Jesucristo sufrió su martirio y muerte, Dios la condenó a no obtener jamás un lugar en la tierra y a tener que depositar sus raíces sobre otros árboles. La leyenda del beso debajo del muérdago nos llega de mano del dios de la paz, Balder, este fue herido y muerto por una flecha de muérdago, esto entristeció mucho al resto de los dioses, que conmovidos por los llantos de la amada de Balder, le restituyeron la vida para que continuase eternamente con su amor. Por ello, en tributo a esta pasión sin fin, Balder ordenó que cada vez que una pareja enamorada pasase por debajo de una rama de muérdago, se besasen para perpetuar su amor.


Muy cerquita de allí, también vi esta vieja bicicleta con una ramita de muérdago


Sol y sombra
Distintas tonalidades en la piedra, producida por la luz de los rayos del sol.



Puerta con ventilación, abertura con una rejilla.


Entrada a un huerto
Pimientos choriceros, producto de La Rioja.




¿Decoración o superstición?





Sus fiestas se celebran el 20 de Enero, el día de San Sebastián y patrón de la aldea. También como en las demás aldeas, en verano celebran el Día de Gracias, con una misa y una comida en la que participan sus vecinos.
He estado preguntando y también buscando información para saber a qué se refieren con celebrar el Día de Gracias y si tiene que ver con la fiesta de Acción de Gracias, que celebran en Estados Unidos.
No he encontrado nada escrito que me lo diga, pero hay gente que si me ha dicho, que es para agradecer por las cosechas y dar gracias a Dios todo poderoso por todas sus bendiciones.




Los aldeanos, se las ingeniaban con cualquier cosas, estas gentes tienen la maña y el talento necesario, para solucionar cualquier problema.
Zaldierna en el pasado contaba con escuela, molino y el horno para cocer el pan. En la actualidad se encuentra en su mejor momento de rehabilitación.
Una vez que habíamos recorrido las calles de Zaldierna, dimos por finalizado nuestro recorrido por ese día. Cansados y hambrientos, nos pusimos en marcha para regresar a casa.
No se si lo recordaréis, pero comenzamos el día en Altuzarra, después Posadas, Ayabarrena, San Antón, Azárrulla, y Zaldierna.
Nos llevamos una gran sorpresa al llegar a Ezcaray, pues a pesar de que había transcurrido todo el día, la niebla que habíamos dejado en la mañana, todavía continuaba allí. Lo habíamos olvidado, y la verdad es que nos sorprendió ya que nosotros, aunque fue un día muy frío, tuvimos sol durante todo el recorrido.
El camino de regreso a casa lo hicimos acompañados de mucha niebla, la cual duró hasta el día siguiente.