lunes, 24 de julio de 2017

PERROS HACIENDO EL CAMINO DE SANTIAGO

Saliendo de Navarrete


Perro peregrino cruzando Viana 

Cuando los veo me preguntó si ellos estarán de acuerdo en hacer el Camino. No es una crítica, ya que doy por hecho de que su dueño lo cuidará y no dejará que le pase nada malo. 

Tomando un descanso en Navarrete


Pero sé de uno, (mi sobrino) que un día llegó a casa, cogió a su perro que estaba tan tranquilo durmiendo en el salón de su casa y,  desde Manises, un pueblo de Valencia comenzó a caminar hacia Santiago de Compostela. Cuando le faltaban unos kilómetros para llegar a Zaragoza, el perro estaba ya que no podía ni con su alma, y las almohadillas de sus patas las tenía completamente inflamadas y destrozadas. Un veterinario le recomendó que no continuase el camino con él. Así que cómo La Rioja le quedaba más cerca, me lo trajo y aquí que me lo dejó.

Sería muy largo contaros las consecuencias que ese decisión nos causó, tanto a nosotros como a mi hermana. Así que si alguien quiere hacer el Camino de Santiago con alguna de sus mascotas, que se lo piense bien antes de hacerlo.