viernes, 30 de septiembre de 2011

PIPAONA - LA VILLA DE OCÓN, La Rioja

Pipaona es otro pueblo riojano que pertenece al municipio de Ocón, para llegar hasta allí, fuimos por la LR-472 conocida como la carretera de Alcanadre a la Villa de Ocón, para acceder a Pipaona, hay dos entradas, una por el Camino de la Sierra, y otra que está un poco antes de llegar a Los Molinos de Ocón,  conocida como la Carretera del Empalme, que es la LR-474 y que directamente entra en el centro del pueblo.

Calle de Pipaona
Justo a la izquierda, en la entrada del pueblo, hay una zona de recreo bien amplia con mesas y bancos, que a buen seguro en los días de verano será bien visitada, ya que es un lugar ideal para disfrutar bajo la sombra de los grandes árboles que la cubren, también hay una fuente y un abrevadero y un pozo.
En las inmediaciones de Pipaona, el valle de Ocón comienza a ensancharse, y el río cambia su nombre por el de Yasa de Pipaona, aunque realmente no se les puede considerar ríos, ya que sólo tiene agua en primavera y en época de lluvia

Iglesia de Santa Catalina del S. XVI, rehabilitada en 1998.

En su interior destaca la imagen y el retablo clasicista de la Virgen del Rosario de la primera mitad del S. XVII



Telaraña de hiedra adherida a la pared
En sus inmediaciones también se encuentra la ermita de la Soledad de estilo barroco S. XVI y XVIII, construida en manpostería.


Restos de una construcción de antaño en la que se puede apreciar los materiales utilizados.


Líquenes y musgo producidos por la humedad, muchas veces se ha dicho que en el campo y sin brújula podemos saber donde está el Norte mirando los troncos de los árboles. 

Entrada de la iglesia de Santa Catalina



Ladrillo, piedra y madera
Una de las fiestas que celebran en Pipaona es el 25 de noviembre en honor a Santa Catalina


También celebran el 15 de Mayo la festividad de san Isidro Labrador


Hay un refrán que dice
Ni casa en dos lugares, ni paja en dos pajares.

En Pipaona destaca como persona ilustre Don Felipe Marino capitán y sargento mayor, que fundó en 1668 el llamado "Vinculo para el médico" con muchas tierras y bienes para que Pipaona estuviese siempre muy bien atendida por un médico.


Y coincidiendo con el primer fin de semana de septiembre celebran sus fiestas patronales.
En un cerro cercano se han hallado diversos restos prerromanos y también se conservan restos de una posible calzada romana, que se cree que procedía de Numancia y que tendría como destino Francia